Portatiles

La red en todas partes

Hace algunos años, era casi un sueño contar con acceso a internet en cualquier parte de la ciudad, el parque u otros lugares públicos. Hoy eso ya no es un sueño, sino una realidad que cada vez se masifica más y más.

Las redes wifi se extienden

Las redes inalámbricas, o de wifi como se les llama de acuerdo a la expresión en inglés Wireless Fidelity (aunque hay quienes aseguran que el nombre viene de parte de una empresa publicitaria), actualmente pueden estar en muchísimos lugares de uso público, como bibliotecas, restaurantes, universidades, oficinas, entre otros. En este tipo de redes se pueden conectar muchos equipos y dispositivos al mismo tiempo.

Además, podemos conseguir una red inalámbrica propia para nuestra casa u oficina, de modo de poder conectar nuestros computadores y dispositivos a la red. En particular, si disponemos de un equipo portátil podremos tener acceso a la web mediante una conexión wifi.

Para poder realizar esto, hay que tener primero una tarjeta y dispositivos de red compatibles con las redes inalámbricas. Actualmente todos los computadores portátiles traen este tipo de dispositivos, de modo que no hay que preocuparse mucho al respecto. Sin embargo, siempre es bueno saber qué poder o capacidad tiene el nuestro.

Cuidado con ‘chupar’ red ajena

Por otra parte, es importante utilizar redes confiables y seguras. En ocasiones podemos “agarrar” la señal de una red ajena, pero esto no es muy confiable, pues no sabemos qué tipo de dispositivos están conectados a la misma red, ni sabemos su propósito. Además, es importante saber que al usar una red ajena estamos disminuyendo su capacidad para su dueño original. En el caso de tener alguna red disponible en nuestra casa, lo mejor es detectar a quien pertenece y hacer algún trato con su dueño para tener acceso a ella.

Y en el caso que la red sea nuestra, es importante poner contraseña de red, de modo que nadie pueda acceder a ella sin nuestro permiso. Esto no es muy complicado de hacer, y a la hora de contratar un servicio de red inalámbrica podemos solicitar que se nos configure la seguridad en la red.

En el caso de uso en lugares públicos, es recomendable no usar programas muy específicos de red, pues a través de ellos alguien malintencionado podría acceder a nuestro equipo portátil. Sin embargo, para navegar por internet estas redes en general son bastante seguras.